Importación de bienes intangibles sujetos al IVA.

marcas2

En virtud que la Ley Aduanera solo regula la entrada y salida de MERCANCÍAS como bien lo indica el artículo 1 de dicha Ley, existen errores de aplicación en el tratamiento de las importaciones de bienes y servicios INTANGIBLES por lo que es necesario tener en consideración las siguientes observaciones:

Tratándose de bienes tangibles, aplicar la LIVA no tiene ningún problema, ya que la Ley Aduanera regula la importación para poder introducirlos al país de manera legal y habrá que cumplir con el pago del impuesto general de importación (IGI), en los términos de la misma Ley del Impuesto General de Importación (LIGI) y emitir el pedimento de importación correspondiente en los términos de la Ley Aduanera y su Reglamento.

Pero cuando realizamos la importación de bienes o servicios intangibles, actos que no son regulados por LA LEY ADUANERA y su Reglamento, se debe dar el tratamiento que nos indica la Ley del Impuesto al Valor Agregado (LIVA).

Artículo 24.- Para los efectos de esta Ley, se considera importación de bienes o de servicios:
I.- La introducción al país de bienes.
II.- La adquisición por personas residentes en el país de bienes intangibles enajenados por personas no residentes en él.
III.- El uso o goce temporal, en territorio nacional, de bienes intangibles proporcionados por personas no residentes en el país.
IV.- El uso o goce temporal, en territorio nacional, de bienes tangibles cuya entrega material se hubiera efectuado en el extranjero.
V.- El aprovechamiento en territorio nacional de los servicios a que se refiere el artículo 14, cuando se presten por no residentes en el país. Esta fracción no es aplicable al transporte internacional.
Cuando un bien exportado temporalmente retorne al país habiéndosele agregado valor en el extranjero por reparación, aditamentos o por cualquier otro concepto que implique un valor adicional se considerará importación de bienes o servicios y deberá pagarse el impuesto por dicho valor en los términos del artículo 27 de esta Ley.

 

Artículo 26.- Se considera que se efectúa la importación de bienes o servicios:I.- En el momento en que el importador presente el pedimento para su trámite en los términos de la legislación aduanera.II.- En caso de importación temporal al convertirse en definitiva.III.- Tratándose de los casos previstos en las fracciones II a IV del artículo 24 de esta Ley, en el momento en el que se pague efectivamente la contraprestación.Cuando se pacten contraprestaciones periódicas, se atenderá al momento en que se pague cada contraprestación.

Ahora bien, la manera en la cual se debe efectuar el registro y el entero del impuesto se realiza considerando las disposiciones del artículo 17 de la Ley del IVA que en su texto señala:

Artículo 17.- En la prestación de servicios se tendrá obligación de pagar el impuesto en el momento en el que se cobren efectivamente las contraprestaciones y sobre el monto de cada una de ellas, salvo tratándose de los intereses a que se refiere el artículo 18-A de esta Ley, en cuyo caso se deberá pagar el impuesto conforme éstos se devenguen.

Por lo tanto en la importación de bienes y servicios nos encontramos ante una importación gravada a la tasa general del IVA. En este sentido el que realiza la importación del servicio es que está sujeto al pago de dicho impuesto como acto gravado, de conformidad con lo establecido en el artículo 1° de la Ley del IVA.

Artículo 1o.- Están obligadas al pago del impuesto al valor agregado establecido en esta Ley, las personas físicas y las morales que, en territorio nacional, realicen los actos o actividades siguientes:I.- Enajenen bienes.
II.- Presten servicios independientes.
III.- Otorguen el uso o goce temporal de bienes.
IV.- Importen bienes o servicios.

Por lo que en este supuesto el importe del Impuesto al Valor Agregado se debe de pagar en los términos del artículo 5o.-D

Artículo 5o.-D. El impuesto se calculará por cada mes de calendario, salvo los casos señalados en el artículo 33 de esta Ley. Los contribuyentes efectuarán el pago del impuesto mediante declaración que presentarán ante las oficinas autorizadas a más tardar el día 17 del mes siguiente al que corresponda el pago. 

El pago mensual será la diferencia entre el impuesto que corresponda al total de las actividades realizadas en el mes por el que se efectúa el pago, a excepción de las importaciones de bienes tangibles, y las cantidades por las que proceda el acreditamiento determinadas en los términos de esta Ley. En su caso, el contribuyente disminuirá del impuesto que corresponda al total de sus actividades, el impuesto que se le hubiere retenido en dicho mes.

Esta es la forma en la que se tendría que pagar el IVA causado por la importación de servicios, con la aclaración de que el IVA que se esta declarando y pagando en el mes, aún no se puede acreditar en los términos de la ley, ya que la fracción tercera del artículo 5o. nos dice que para que el IVA trasladado al contribuyente sea acreditable, éste debe estar efectivamente pagado en el mes en que lo vamos a acreditar.
En este sentido, el IVA que se esta pagando por las importaciones es pagado en la declaración del mes, que se presenta el 17 del mes siguiente.
Esto ocasiona un flujo de efectivo que se va a poder aprovechar hasta el mes siguiente como impuesto acreditable.
Por otro lado, el artículo 50 del Reglamento de la Ley del Impuesto al Valor Agregado (RLIVA) menciona:

Artículo 50. Para los efectos de lo dispuesto en el artículo 24 de la Ley, los contribuyentes que importan bienes INTANGIBLES o servicios por los que deban pagar el impuesto podrán efectuar el acreditamiento en los términos de la Ley en la misma declaración de pago mensual a que correspondan dichas importaciones. 

Como se podrá observar, este artículo da la oportunidad de poder efectuar el acreditamiento del IVA en el mismo mes en que se esta efectuando la importación y causando el IVA correspondiente.
Por lo tanto el IVA es acreditable en los términos de ley si aplicamos el artículo 5o.-D en el momento en que esté efectivamente pagado y en los términos del artículo 50 del RLIVA, en el mismo mes en que se causa.
En este orden de ideas el gasto es deducible en el mes en que haya sido efectivamente pagado si cumple con los requisitos del artículo 31 de la LISR.
Observaciones:
Se debe registrar contablemente Identificar cada acto o actividad, identificando las distintas tasas Registro del IVA por pagar e IVA acreditable al tipo de cambio correcto.
Tratándose de operaciones en moneda extranjera, se debe utilizar el tipo de cambio que establecen las disposiciones fiscales, atendiendo a lo dispuesto por el articulo 20 del CFF y lo dispuesto en la LIVA respecto del momento de causación del impuesto.
Se debe cumplir con los requisitos para el acreditamiento, entre ellos, el registro contable que incluye identificar cada acto o actividad a las distintas tasas y el IVA acreditable.
El personal encargado del área fiscal en las empresas debe tener un conocimiento suficiente en materia de comercio exterior comprender el régimen que la Ley del IVA establece para las importaciones, de lo contrario se corre el riesgo de no aplicar de manera correcta las disposiciones legales, poniendo en riesgo el acreditamiento del impuesto e incluso su deducibilidad, para efectos del impuesto sobre la renta (ISR).
Es importante mencionar que en la importación de bienes y servicios intangibles, el causante es el importador, y desde que está en vigencia la LIVA, se han venido cometiendo omisiones al no declarar el impuesto correspondiente a este acto al encontrarse con la idea de que se trata de un acto no afecto al IVA o gravado a la tasa 0%.
Otra óptica, en relación a intangibles es la existencia de un IVA que se le conoce como virtual, que si no lo dejas expresado en papeles de trabajo pierdes el derecho a su acreditamiento en consecuencia existiendo la obligación del pago se corre el riesgo de que se convierta en un crédito fiscal.
Por lo tanto hay que registrar el IVA acreditable y el causado en cuentas de orden. su efecto virtual es cero….pero debe de estar registrada para que el pago al proveedor sea deducible e informarlo en la DIOT (con carácter solo informativo) como un IVA pagado al 16% y así contar con papeles de trabajo que reflejen dichos movimientos para un adecuado control.
Cabe aclarar que en el caso de regalías por la explotación de una marca o patente adicionalmente se deberá de declarar como incrementable como lo establece la fracción III del artículo 65 de la Ley Aduanera si es que este no hubiera sido declarado en un principio en el precio pagado por las mercancías tangibles de importación.

III. Las regalías y derechos de licencia relacionados con las mercancías objeto de valoración que el importador tenga que pagar directa o indirectamente como condición de venta de dichas mercancías, en la medida en que dichas regalías y derechos no estén incluidos en el precio pagado.

Por lo que en aquellos casos en los cuales se paga la regalía o los derechos de licencia posteriormente al proveedor, deberá de realizarse una rectificación a los pedimentos de importación los cuales se ven afectados por dicha retribución e incrementar el valor en aduana de las mercancías de conformidad con el artículo 64 y 65 de la Ley Aduanera.
Atentamente,
Lic. Carlos Espinosa Sandoval
Barra Nacional de Comercio Exterior

noticomext@barradecomercio.org

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *